Donde estoy? | San Miguel > Espectáculos > Avengers Endgame: el apoteósico final de una década de héroes

Avengers Endgame: el apoteósico final de una década de héroes

Publicado el día jueves 16, mayo 2019

Es difícil condensar una crítica respecto a una película que une muchos cabos dispersos en todo un universo que ha tardado diez años en construirse, con 22 películas tras de sí. Sin embargo, decir que Marvel lo ha logrado nuevamente es de aplaudir. Y no es para menos que a tres semanas de su estreno se haya convertido en la película más taquillera de la historia; lo que a Titanic y a Avatar les llevó conseguir en sus casi dos meses en exhibición.

Un año ha pasado desde aquella épica aventura que nos sumergió en cómo Los Vengadores hacían lo imposible con tal de evitar que Thanos lograra encontrar y apoderarse de las seis Gemas del Infinito, con el fin de aniquilar a la mitad de la universo. Ante ese panorama desolador que dejó Avengers: Infinity War, tras perder frente Thanos, los héroes emprenden una nueva odisea que les lleva a buscar la forma de cómo recuperar a los caídos tras el chasquido aniquilador y con ello la forma de evitar que este Apocalipsis les golpee de nuevo.

Tal como Avengers: Infinity War fue “apabullante” (que intimida por su superioridad), Avengers: Endgame es “apoteósica” (ensalzamiento con grandes honores y alabanzas). No obstante, hay mucha tela que cortar para llegar a determinar realmente el hilo conductor de la misma.

Así como Infinity War sirvió para centrar su eje conductor en la figura de Thanos, quien logra entretejer un sabor de amor-odio por el villano, uno de los mejores que ha tenido la franquicia, en esta ocasión, sucede a la inversa. La acción se centra más en los héroes que en la figura del enemigo quien, paradójicamente, resulta ser más fuerte que su versión con las Gemas del Infinito y movido más por la brutalidad que por lo filosófico como acentó en su predecesora.

Con un ritmo lento en sus inicios, el filme busca retroalimentar y abonar a la melancolía de los personajes principales de Iron Man, Viuda Negra, Capitán América, Ojo de Halcón, Thor y Hulk, quienes han cambiado su perspectiva heroica por una forma de redimir su error  tras perder contra Thanos, personificando una forma más humana de su posición que los marca como héroes. Tal como cita una frase: “Es grande ver a los grandes caer”, y es lo que Marvel Studios buscó precisamente con la emancipación de esta culpabilidad.

Es de reconocer que no es tarea fácil condensar un complejo guion que, aunque parezca sacado como “as bajo la manga”, solucione lo ocurrido con viajes en el tiempo con el fin de detener lo que Thanos hizo. Si bien se las ingenia para servir como un homenaje a sus propias películas y dar paso a aclarar aquello que pasa  después de que aconteció en las películas más representativas del estudio, tales como “Avengers Assamble” (2012) y  Guardianes de la Galaxia (2014). Empero los agujeros que va dejando con esos viajes al pasado levantan más cuestionamientos que respuestas claras en su línea argumental.

Es claro que el espectador debe de tener alguna noción de al menos esas veintitantas películas que anteceden a Endgame, pues cada detalle de ellas es revelador en la construcción de este final, que no sólo marca el final de una era, sino el cierre de muchas historias que cada personaje principal ha tenido en sus películas en solitario o en conjunto con los demás Vengadores.

Pese a ello, existen muchas incongruencias con relación a lo que nos develan los personajes de Hulk y Thor en este film, quienes en vez de construir más sus personajes, parecen involucionarlos, a tal punto de ridiculizarlos y marcar un cierre con fachas deplorables de los mismos, no por las actuaciones, sino por la personificación que le han atribuido en esta película, especialmente en el caso de Thor.

Del mismo modo ocurre con la figura de Capitana Marvel, que parece entrar con calzador en esta película que cierra la primera década de Marvel Studios en el cine, pues su presencia es irrelevante durante el filme y conveniente justo al final. Quizás en un pasado, aunque lo tuvieron bastante limitado, debieron de haberle dado más participación para poder generar más empatía con el personaje que Brie Larson interpreta, así como de brindarle más espacio para poder socializar en su relación con los demás Vengadores.

Si bien su final es previsible en torno a vencer al Titán Loco, los sucesos que alimentan el tercer acto, resultan ser lo más épico que se ha visto en relación al subgénero de superhéroes y dentro de la ciencia ficción; no obstante, si bien levanta la emoción, no alcanza los momentos de tensión que provocó su predecesora. Es incuestionable el momento inicial de este tercer acto, el cual llena con heroicidad  lo que los fanáticos estaban ansiosos de ver, al mostrar a más de 60 personajes principales de la franquicia en una épica batalla.

Sin embargo, más allá de levantar esa emoción, es de reconocer que probablemente en la historia del cine, a nivel general, no se volverá a repetir en un largo rato: un entrelazamiento de personajes que concluya como Endgame, o al menos para las sagas que giran en torno a superhéroes basados en cómics, por lo que este apoteósico final es digno de respetar y ver al menos una vez en la vida en el cine.

La entrada Avengers Endgame: el apoteósico final de una década de héroes se publicó primero en Diario El Mundo.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *